Reiki, la mejor forma de depurar tu cuerpo

En el grupo de las llamadas terapias complementarias o alternativas entra el Reiki, el cual su principal objetivo es la sanación física, desde el interior al exterior, causando un impacto positivo en la mente, espíritu o física. Todo esto es logrado por medio de la imposición de manos.

Al vivir estas nuevas experiencias empiezas a formar parte de la propia naturaleza del ser humano, consigues una nueva y mejorada forma de ver y vivir cada situación en tu vida. Canalizando la Energía Vital Universal para múltiples y variados fines, aumentar las defensas, purificar, reequilibrar y liberar toxinas. Precisamente de este último beneficio es el que más debe de lograr las personas, para alcanzar excelentes condiciones desde el interior de sus cuerpos.

¿Eres o no culpable de tus males?

Actualmente el mundo está contaminado en muchos sentidos. Desde las grandes empresas que contaminan el aire, agua y tierra, donde hace vida la población. Hasta las cadenas de comida rápida que día a día crean un sinfín de opciones.

Sin darte cuenta estas convirtiéndote en un auto destructor de tu organismo, intoxicándote conscientemente, sometiendo a tu cuerpo a múltiples ataques por lo que comes o ingieres en tu rutina de alimentación.

Las enfermedades son esa señal de alerta que nos indican que nuestro organismo está siendo afectado por alguna consecuencias de haber abusado en cuanto al uso excesivo ingesta de fármacos, comidas y bebidas que acompañado de una rutina diaria donde no incluyen los ejercicios físicos, para el organismo se le hace una tarea imposible expulsar y eliminar esa acumulación de toxinas.

Esto demuestra que eres el responsable del bienestar de tu cuerpo. Explica la medicina holística que luego de que una persona padece algún mal, es el momento de abren los ojos y crean conciencia para ser agentes de cambio. Tomando la iniciativa para sanar y mejorar la calidad de vida.

Una máquina de filtración

Para desechar el grupo sobrante de toxinas, el organismo funciona como una máquina de filtración, trabajando en equipo con el hígado, riñones, pulmones y la piel.

Cuando se habla del hígado lo primero que se debe saber es que es enemigo número uno del alcohol y el abuso excesivo de medicamento. Si te mantienes al margen con estos dos factores, de seguro no sufrirás de males como muchas personas, se agradecido ya que él es un órgano esencial, pues forma parte de la eliminación de diferentes sustancias químicas, limpiando a su vez la sangre y metabolizando cualquier tipo de toxinas;, siendo protector de que se elimine mediante la bilis y los riñones. Aliméntate y recompensa a tu hígado consumiendo verduras, con una dieta rica en alcachofas.

Siguiendo con los riñones quienes son especialistas en eliminar toxinas, pero ellos solos no lograrían realizar ese proceso. Es necesario tu colaboración, ingiriendo una considerable cantidad de agua al día, de esta manera se producirá una cantidad suficiente de orina; logrando limpiar el organismo.

Quienes también forman parte de este gran equipo, se encuentran los pulmones quienes son los que bridan otro camino por donde se puede depurar las toxinas que han pasado desapercibidas por otros órganos. Por medio de la respiración, mucosidades que se dan en la nariz o al momento de toser.

Al llegar a la piel se puede decir que es esa capa protectora que tiene todo ser humano. Siendo el órgano depurador más grande de todo el cuerpo, por medio del sudor y la evaporación es capaz de eliminar todos esos químicos y pesticidas que sin querer se absorben. Por medio del proceso de sudoración el organismo desecha las sustancias tóxicas, esto se realiza por medio de las glándulas sudoríparas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *